encabezado_seccion
encabezado_seccion

¡Tengo sueño todo el día¡ Podría ser Narcolepsia

Somnolencia excesiva, el principal síntoma de este trastorno del sueño.

19-03-2021

Por Isabel Pérez Solís, Ciencia UNAM-DGDC

En el espectro de los trastornos del sueño, existe una gran gama de perturbaciones. Hay quienes tienen dificultad para iniciar el sueño, duermen y no descansan o que presentan un sueño fragmentado, es decir, se despiertan en repetidas ocasiones durante la noche. Pero también están los pacientes que se quedan dormidos en todas partes en lugares inconvenientes, lo que en el corto plazo trae muchos problemas. Ellos podrían sufrir de narcolepsia.

Se trata de un trastorno que afecta estructuras que permiten mantenernos despiertos y en consecuencia, la persona tiene una somnolencia excesiva que se asocia a la disminución en la actividad laboral, en el rendimiento académico y en casos extremos, en el aumento de accidentes laborales o vehiculares al quedarse dormidos mientras conducen.

Cuando este trastorno del sueño es atribuible a un problema en una zona específica del cerebro como es el hipotálamo posterior, se conoce como hipersomnia de origen central, que es donde se ubica específicamente la narcolepsia.

En entrevista con Ciencia UNAM, Rafael Santana Miranda, responsable de la Clínica de Trastornos del Sueño de la Facultad de Medicina de la UNAM, explica que si una persona padece narcolepsia, a pesar de tener buenos hábitos para dormir y establezca horarios para descansar, el sueño lo invadirá durante el día; requerirá de grandes estímulos para mantenerse despierto, ya que las neuronas orexinérgicas se encuentran disminuidas o ausentes.

  • Entre el 0.01% y el 0.06% del total de la población padece narcolepsia; es más común en los adultos jóvenes, de entre la tercera y la cuarta década de la vida.

Este padecimiento puede venir acompañado de cataplexia, la cual consiste en episodios súbitos y generalmente breves de pérdida bilateral del tono muscular durante la vigilia. Durante estos episodios el paciente cae al suelo sin perder la conciencia.

Según el National Institute of Neurological disorders and stroke, la narcolepsia afecta tanto a hombres como a mujeres por igual. Los síntomas, a menudo, comienzan en la infancia, la adolescencia o en adultos jóvenes (de 7 a 25 años de edad), pero puede aparecer en cualquier momento de la vida.

Soñar de inmediato y parálisis del sueño

Otra característica de la narcolepsia es que durante el sueño, se presenta una gran cantidad de sueño con movimientos oculares rápidos. “Quienes tienen este padecimiento, comienzan a soñar a los pocos minutos de haberse dormido, y no es normal. Lo normal es entrar a la primera etapa de sueño de movimientos oculares rápidos (MOR), en un lapso de 90 a 120 minutos.

Además, en un adulto joven, el sueño MOR representa un 20% de la etapa del sueño; quienes padecen narcolepsia, suelen tener un porcentaje mucho mayor y una latencia a sueño a MOR sumamente acortada”.

En estas personas, suelen presentarse las llamadas parálisis del sueño, un fenómeno que sucede cuando los músculos no se activan en el momento adecuado. En dichos casos, los pacientes despiertan pero no pueden moverse por unos segundos sintiendo que algo o alguien los inmoviliza, indica el especialista.

Para saber si una persona padece narcolepsia, se realiza el test de latencias múltiples, que es la principal prueba que suele utilizarse para el estudio de la somnolencia excesiva diurna que consiste en el registro de cinco periodos de 20 minutos en los que se le da la oportunidad de dormir.

La finalidad del estudio es valorar la tendencia al sueño en situaciones que lo favorezcan, pero en las que no debería sentir excesiva somnolencia. Este estudio es determinante para diagnosticar narcolepsia y requiere realizarse posterior a un estudio de sueño (polisomnográfico).

Causas desconocidas

De acuerdo con el especialista, diversos estudios orientan a que se trata de una enfermedad de origen autoinmune; sin embargo, aún sigue en investigación.

Muchas personas con narcolepsia tienen un nivel bajo de hipocretina (también conocida como orexina). Esta es una sustancia química producida en el cerebro que le ayuda a mantenerse despierto.


Se ha asociado picos de este padecimiento luego de vacunarse contra la influenza. “En Europa y otros países se observó un aumento de pacientes diagnosticados con narcolepsia donde al parecer, después de ser aplicada la vacuna, se genera este padecimiento”.

Al respecto, la Organización Mundial de la Salud (OMS), señala que países como Finlandia, Islandia y Suecia, han reportado numerosos casos de niños y adolescentes que experimentan esta alteración del patrón de sueño luego de haber sido inmunizados contra la gripe.

Cerca del 10% de la población con narcolepsia también presenta actividad electroencefalográfica anormal, sin que esto represente una repercusión importante, afirma Rafael Santana. Tal vez lleguen a tener fragmentación en el sueño y haciéndolos más vulnerables a enfermedades autoinmunes; éstas suelen ser más frecuentes en población joven.

Si sospechas que tienes narcolepsia, acude a la Clínica de Trastornos del Sueño de la UNAM.

Y es que el buen dormir no sólo nos ayuda a sentirnos físicamente descansados y reparados, también tiene que ver con la regulación del sistema inmunológico, con la liberación de las hormonas del crecimiento; también se asocia con la regulación del estado anímico, con la regulación de la percepción del dolor, con los procesos cognitivos, el aprendizaje y la memoria. En conclusión, el sueño es indispensable para el funcionamiento del organismo.

  • La celebración del Día Mundial del Sueño 2021 tiene como lema: Sueño reparador. Futuro saludable.

Cambiar los estilos de vida, sobre todo en el contexto actual con la pandemia por coronavirus, puede evitarnos muchos problemas de salud a largo plazo. Tener un descanso reparador, una buena alimentación y hacer ejercicio son algunas de las recomendaciones que hace el doctor Santana para conciliar mejor el sueño.


Publicaciones relacionadas

En todo, tarde o temprano, hay un vínculo con la epigenética: Félix Recillas Targa

Sueño alterado en niños autistas

Un mundo sin armas nucleares ¿sueño imposible?


Covid-19

 

Navega por la Ciencia en la UNAM


Ciencia Joven
Explora la ciencia en la UNAM en tu formato preferido

Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM)
Dirección General de Divulgación de la Ciencia (DGDC)
Hecho en México. Todos los derechos reservados 2021. La información aquí publicada tiene como fuente principal a investigadores de la UNAM y es responsabilidad de quien la emite; no necesariamente refleja el punto de vista de esta institución. Los contenidos pueden ser reproducidos con fines no lucrativos, siempre y cuando no se mutile, se cite la fuente completa y su dirección electrónica. De otra forma, requiere permiso previo por escrito de la institución. Créditos

Apoyado por Proyecto PAPIME PE306815

Sitio web administrado por:
Dirección General de Divulgación de la Ciencia de la UNAM

Desarrollado por Smart Systems

/DGDCUNAM